En Chiapas, en 24 horas, dos feminicidios cometidos contra niñas

El asesino de Jarid, había salido de la cárcel recientemente


Tuxtla Gutiérrez / Redacción.- Identificada como Jarid “N”, una niña de 6 años, fue reportada por sus familiares como desaparecida desde ayer jueves a través de redes sociales, sin embargo el día de hoy se supo que su cuerpo fue encontrado en una bolsa de basura, en el paraje La Curva, del ejido El Carmen, en Cacahoatán, ella vivía en el ejido Faja de Oro y se presume que la niña fue violada.

Hace unos momentos también se supo del responsable y presunto feminicida Alfredo Roblero Miranda, quién fue detenido por las autoridades del grupo interinstitucional para ser canalizado a la Fiscalía General del Estado y procesado por asesinato en primer grado, violación y feminicidio contra Jarid.

De acuerdo a la página RCV Noticias, el presunto feminicida había salido de la cárcel recientemente.

El gobierno municipal de Cacahoatál y estatal lamentaron el artero hecho y reiteraron que se hará justicia hasta las últimas consecuencias para que éste suceso no quede impune, aplicándole todo el peso de la ley.

 

 

Actualización. También se presume que la “Fiscalía de Distrito Fronterizo Costa, iniciaron las diligencias de investigación por el hallazgo sin vida de una menor de seis años identificada como Jarid “N” y por el presunto homicidio de una persona del sexo masculino identificada como Alfredo “N”, este último por parte de un grupo de ciudadanos enardecidos” que le prendieron fuego.

La Fiscalía General del Estado de Chiapas no ha aclaro los hechos y tampoco ha emitido ningún comunicado oficial.

Segundo feminicidio

Con las mismas señales de violencia y el abandono del cuerpo, fue asesianda y torutrada Sulmi Yesenia de 13 años, su cuerpo fue dejado en una bolsa de basura en Benemérito de Las Américas. También había sido reportada como desaparecida en días pasados.

Ante tal situación, familiares y sociedad exigen a las autoridades correspondientes se realice una investigación a fondo para dar con el paradero del o los responsables, pues tan solo era una niña de 13 años de edad.

 

 

Fuente: Observatorio Feminista contra la Violencia a las Mujeres de Chiapas y Beto de la Cruz / Minuto Chiapas